Xx DeDoS mOjaDoS xX
jueves, marzo 22, 2007 Con juguetito nuevo

La semana pasada me compré un consolador. Últimamente he estado con minos que no han logrado satisfacerme por completo, por lo que decidí realizar con mis propias manos, tan ardua tarea.
Escogí uno de los más largos, me gusta que sean grandes pero no tan grueso, eso si que me duele, y la idea es tener un momento agradable con mi ano, ameno, entretenido, no terminar con el culo dilatado y adolorido a morir.
Lo bueno de mi consolador es que no es rígido, tiene cierta flexibilidad, entonces lo puedo doblar a mi antojo. Cuando lo contemplaba en el Sex Shop me imaginé haciendo el kamasutra con mi nuevo juguetito, además viene con la función de vibrador incluido, así que uff! hay que puro probarlo.
Decidí auto complacerme un día en la tarde. Venía recién llegando de la U, todo sudado, acalorado, y como de costumbre, caliente.
Me di un baño de agua fría, me sequé y me recosté en la cama de mis viejos. Nunca tan weon pa’ no aprovechar la soledad de la casa y dejar de ocupar la cama más grande que hay en la casa.
Me tiré de espalda, abrí las piernas y empecé a toquetearme. Estuve harto rato manoseando mis bolas, de hace tiempo que no jugaba con ellas, es que son muy aburridas, puedo interactuar un rato y después chao, muy monótonas. Prefiero agarrarme la verga y pajearla hasta que duela.
Como estoy circuncidado me gusta quedar contemplando mi cabeza rosadita harto rato, mojarla con saliva y hacerle cosquillas. Tengo unos puntos en esa zona que me dejan marcando ocupado, lástima que ningún weón tenga la consideración de buscarlos y excitarme al máximo.
Para el final dejo lo mejor, mi ano. Me encanta puntearme con los dedos, masajearlo, humedecerlo de a poco, sentir ese hormigueo que sube por entremedio de mis piernas y que logra erizar todos mis vellos púbicos.
Ansioso de ver como funcionaba mi reluciente aparatito, saqué su cajita roja, la destapé, lo saqué del papel celofán que venía envuelto y lo moví para asegurarme que no fuera rígido.
Como no entró a la primera, saqué la latita de crema lechuga, me encremé el culo, embetuné el consolador y de a poco lo fui introduciendo. Al principio era raro, estaba muy helado y como estoy acostumbrado a los penes hirviendo, me chocaba tener algo helado en mi ano.
Primero metí la puntita, después el cuerpo y al final me entusiasmé y lo introduje hasta el tope. Se sentía la raja, podía moverme como quisiera. Recuerdo que me senté, me paré, me agaché, me tiré de guata, me puse de espaldas, me puse boca abajo, boca arriba, en cuatro, de lado, con una pata arriba, con una pierna doblada, uff, era algo de no acabar.
Partí tirado en la cama, después me puse de rodillas en el suelo del living, me senté en el mueble de la cocina, me acosté en la mesa del comedor, me paré en la tasa del water, me revolqué en el patio y volví a la cama de mis viejos.
Estaba feliz, gozaba como nunca, primera vez que tenía algo en mi culo que no se fuera a los dos minutos de estar adentro. Por fin podía hacer lo que quisiera con ese pene. Era mío y de nadie más. Mientras más lo metía y lo movía más me calentaba. Quería acabar, pero me contuve, faltaba todavía, faltaba por probar el vibrador.
Lo saqué rápidamente, le puse las pilas, lo probé y me lo introduje nuevamente.
Si quieren un viaje a la luna de ida y vuelta, les recomiendo mil veces que se metan un vibrador por el culo. Es la sensación más exquisita que se puede experimentar. Llegué a un punto en que no contuve más. Primero fueron gemidos, seguido de alaridos, y terminé gritando como si me estuviesen torturando. Ja1 supieran la forma en que me tortura. Estaba loco, descontrolado, eufórico, enajenado.
Como andaba acumulado el chorro fue espeso, concentrado, y obvimante el orgasmo fue descomunal. Quedé exhausto, como si hubiera corrido una maratón y además me hubiesen follado cuatro penes simultáneamente.
Lo malo es que dejé todo sucio. Había moco por todas partes. En la muralla, en la cama y en mi pecho. Agarré el papel celofán y limpie todo el moco que había tirado, en ese sentido soy una persona bastante limpia y me gusta mantener el orden.
Después de una pequeña siesta me di cuenta que ya no necesito ningún pene de verdad y ningún juguete más.
Que osos de peluche. Que trolls. Que mantitas para dormir. Definitivamente mi consolador se ha convertid en mi juguete favorito. Ahora soy yo y mi dildo. No lo dejo por nada del mundo, duermo abrazado con él y hasta lo he empezado a llevar a clases. En una de esas, me caliento y me lo meto en el baño. Nunca está demás. ¿O no?

Xx PiErO xX

Posted by il Piero :: 3/22/2007 08:35:00 p. m. :: 1 comments

Post / Read Comments

---------------oOo---------------

Moraleja

La semana pasado estuve tuerto casi tres días. Nunca pensé que el semen me hiciera tanto daño. Ahora sé que no debo dejar que nadie me acabe en la cara y menos que me tiren sus fluídos en los ojos. El semen es rico, es nutritivo, pero quema demasiado.

Xx PiErO xX

Posted by il Piero :: 3/22/2007 08:32:00 p. m. :: 1 comments

Post / Read Comments

---------------oOo---------------

domingo, marzo 18, 2007 Tomando el olor

Cuando tenía siete años siempre salía a jugar a la calle. Recuerdo que siempre me llamaban la atención mis vecinos mayores, esos veinteañeros desarrollados, con buenos físicos y con una entrepierna bien abultada. Siempre me acercaba a ellos para conversar, buscando la posibilidad de que alguno tuviese alguna fantasía con un niño adorable, inocente, puro, con el culo virgen y bien apretado. Nunca obtuve nada de lo que me imaginaba. Nunca me violaron entre cuatro, nunca hubo uno que me invitara a ver tele a su casa y que me pidiera que se lo chupara.
Un día estaba aburrido, no tenía con quien jugar y tenía hambre, ganas de comprarme un par de dulces y saciar mi apetito. La única persona que estaba en la calle, era el tío del negocio, que siempre estaba regando cuando nosotros jugábamos en la plaza. Le gustaba mirarnos, nos saludaba, se reía de lo que hacíamos, y lo mejor, nos regalaba dulces.
Ese día el tío me saludó y me llamó. Me preguntó que hacía tan solo, le respondí que no tenía con quien jugar. Me invitó al negocio y me dijo que podía escoger cualquier dulce. Sin negarme lo acompañé. Le pedí el dulce más caro. Me lo dio. Cuando estaba a punto de ir a la calle me detuvo y me dijo que no se lo había pagado. Le contesté que no tenía dinero y que además el me lo había regalado.
Solamente me pidió un favor, que me bajará mis shorts y que le mostrara mi ropa interior. Como tenía hambre y el chocolate me llamaba a probarlo, sin pensarlo dos veces me desabroché el botón, me bajé el cierre y le mostré mis calzoncillos blancos.
El viejo se acercó y le tomó el olor a mi trasero húmedo, introdujo un dedo donde estaban mis testículos y después se lo chupó. Se sentó, se sacó el miembro y se masturbó. Después de eso hicimos un trato, yo debía quedarme callado y si quería todos los dulces del negocio, tenía que llevarle todas las semanas un par de calzoncillos sucios. Mientras más cochinos mejor.
Así pasaban las semanas, recuerdo que el día viernes le pasaba dos boxers y me los devolvía el domingo para que los volviera a usar. Me gustaba hacerlo porque podía comer todo lo que yo quisiera.
Cuando crecí y ya no me gustaban tanto los dulces cambiamos el pacto. Yo le pasaba mis boxers eyaculados (xq ahora eyaculaba), sudados y húmedos y él debía darme dinero.
No se negó. No podía. Era el único adolescente de todo el barrio que le hacía ese favor, y si no me daba lo que yo pedía, se acababan sus noches de placer oliendo mis calzoncillos sucios.
Un día el viejo me regaló un par de calzones y me pidió que los usara por un día. Eran unos colaless de color rojo. Le dije que yo no usaba lencería femenina, pero cuando abrió su billetera y me pagó el triple de la cuota pactada no me negué. Total, nadie me iba a ver con los calzones puestos y la plata me hacía falta.
Hasta el día de hoy le llevo mis boxers usados al viejo, lo malo es que está en las últimas, está a punto de irse cortado. Que lástima, voy a extrañar esa platita extra que recibía por mis calzoncillos sucios.

Xx PiErO xX

Posted by il Piero :: 3/18/2007 06:12:00 p. m. :: 0 comments

Post / Read Comments

---------------oOo---------------